Carta a los Estudiantes

Estimados estudiantes:

Vivimos un contexto en el que los chicos dicen BASTA y toman las riendas de su futuro. Riendas que cayeron en manos de gente que alardea pelear por la educación y, sin embargo, quiere recortar horas de clase para trabajo no remunerado que vulnera no sólo la situación del alumnado, sino también de los docentes y de todos los jóvenes universitarios que estamos en busca de empleo.

Quizás nunca pensamos que sucedería, pero estamos en un momento histórico en el que son los pibes los que les enseñan a los adultos. Les enseñan a luchar, a defender sus derechos, a hacerse valer. Les enseñan que son chicos, sí, pero no son juguetes, no son mano de obra esclava de las empresas, no son títeres del gobierno, ni de este, ni de ningún otro.

Son chicos que quieren aprender a abrir la cabeza, para en un futuro no ser como esos adultos que hoy les niegan la posibilidad de formarse y, sobre todo, de elegir. Les están mostrando que son chicos pero que, en realidad, son enormes.

Y no sé si ustedes son conscientes de cuán grandes son.

Por eso, hoy les digo que no aflojen. Que estudiar no es solo hacer cuentas, escribir informes, aprobar exámenes; estudiar es abrir la cabeza, es aprender a luchar, es sentir empatía. Es salir a la calle y gritar por el que no pueden hacerlo, es exigir respuestas.

Estudiar y aprender. Lograr el pensamiento crítico, cuestionar el orden establecido, cuestionar lo que viene de arriba y plantearse un futuro mejor en el que el valor de una persona no se mida en su coeficiente intelectual o en el rango de su trabajo.

Les digo que estoy orgullosa de ustedes. Que los admiro por hacer algo que yo nunca hice, que estoy embelesada con la fuerza de sus convicciones, que es hermoso verlos no pisando o parados detrás de sus banderas, sino portándolas con determinación.

No bajen los brazos por un grupo de adultos a los que en su adolescencia les negaron la réplica y por eso ahora los quieren también a ustedes sumisos. Enséñenles lo que es la libertad, lo que es pelear por sus derechos, y muéstrenles lo que es ser verdaderamente grandes. Tomen el colegio y hagan historia. Resistan, y no den el brazo a torcer.

Hoy todos los pibes de todos los colegios y de todas las universidades de la provincia, del país, del continente y del mundo estamos sentados ahí, en la toma, con ustedes. Porque en la lucha de unos, está el grito de todos. Las palabras de unos pocos, reflejan la voz de una multitud. Porque, hoy más que nunca, tenemos que mostrarles que los lápices siguen escribiendo. Y que otras manos levantarán los lápices.

Por los alumnos de ayer, hoy y siempre.

Feliz día del Estudiante. Así, con E mayúscula.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s