¿Paraíso feminista? Islandia dirigida por Katrín Jakobsdóttir

Katrín Jakobsdóttir asumió en noviembre como Primera Ministra de Islandia. Se define como socialista, feminista y antimilitarista. ¿Por qué es la política mejor valorada en un país envuelto en el escándalo? ¿Cuál es su agenda de gobierno?

Katrín es filóloga, tiene 41 años y desde hace unos días el mundo entero la conoce por haber ganado las elecciones en Islandia gracias a la conformación de una coalición tripartita que incluye al Movimiento de Izquierda-Verde (del que es presidenta), el Partido de la Independencia (constituido por la derecha tradicional y vinculado a la clase poderosa) y el Partido Progresista (de centro derecha conservador).

Katr’n Jakobsd—ttir
Magnus Fröderberg/norden.org, Islands samarbetsminister och forsknings- och hogskoleminister Katrin Jakobsdottir vid Nordiska Radets session i Stockholm, CC BY 2.5 DK

Trayectoria Política

Parlamentaria desde 2007, fue también Ministra de Educación, Ciencia y Cultura entre los años 2009 y 2013 (año en el que resultó electa presidenta de su partido). Es conocida por haber apostado al arte para impulsar la economía nacional en plena crisis islandesa. Con un aumento de presupuesto logró convertir a la cultura en la segunda fuente principal de ingresos del país, luego del sector pesquero.

Su núcleo duro de votantes está integrado por jóvenes de entre 18 y 29 años que apoyaron su agenda en defensa del cambio climático, la igualdad de género y su promesa de aumentar el gasto público en salud y educación. Desafíos del presente de los que prácticamente nadie quiere hacerse cargo.

Jakobsdóttir se convirtió en la segunda mujer en asumir como mandataria del país después de Johanna Siguroardottir (2009-2012) quien es conocida como la primera Jefa de Estado del mundo abiertamente lesbiana. Islandia tuvo también a la segunda presidenta elegida por vía democrática en el mundo, Vigdis Finnbogadottir, que ocupó ese cargo desde 1980 hasta 1996.

Katrín Jakobsdóttir
Johannes Jansson/norden.org, Katrin Jakobsdottir Vansterpartiet – De Grona (VG) samarbetsminister Island. Nordiska radets session 2010, CC BY 2.5 DK

Una apuesta a la credibilidad

Es importante destacar que el triunfo de Katrín se produce como resultado de las elecciones anticipadas convocadas por el primer ministro Bjarni Benediktsson nueve meses después de su asunción, debido a la indignación popular que surgió cuando su padre recomendó la reducción de la pena a un pedófilo que había violado a su hijastra durante 12 años.

Benediktsson, líder del Partido Independiente, había sucedido a Sigmundur Gunnlaugsson luego de que la filtración de los Panamá Papers lo obligara a renunciar en 2016. Se supo que Gunnlaugsson había invertido millones de dólares en bonos de bancos desde paraísos fiscales utilizando una sociedad offshore. Cuando llegó al Parlamento en 2009, se los vendió a su esposa por un dólar.  

Después de todo, parece ser que las mujeres no somos tan conflictivas como nos quisieron hacer creer. Valorada y respetada por propios y ajenos, con un trayectoria intachable y alejada de los escándalos de sus pares hombres, Katrín Jakobsdóttir se erige como una lideresa para el pequeño país de 330 000 habitantes, pero también para un mundo en el que los falsos ídolos no paran de caer.


 

Un comentario en “¿Paraíso feminista? Islandia dirigida por Katrín Jakobsdóttir

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s