Año nuevo, machismo asesino viejo

El calendario marca el tres de enero. En la provincia argentina de Corrientes, el número coincide con la cantidad de mujeres que han sido víctimas de la violencia machista en lo que va del año: Irina, Karina y Gladis.

«Según el informe sobre femicidios en la Argentina realizado por MuMaLá, que deriva de un relevamiento de medios gráficos y digitales de todo el país, se produjeron 254 femicidios entre el 1 de enero y el 17 de noviembre de 2017».

Uno

Irina Daiana López, de 16 años, fue encontrada muerta en un inquilinato del barrio San Marcos, a las afueras de la capital correntina. Su cuerpo, marcado con huellas de violencia sexual en grupo, yacía junto a un colchón bañado en sangre. Tenía un bebé de seis meses, y la primera hipótesis plantea que murió desangrada a partir de un desgarro en la cicatriz de la cesárea, consecuencia de la brutal violación.

Vecinos declararon que la vieron discutir con su pareja, quien la siguió dentro de la habitación junto a otros tres amigos, y que escucharon los gritos de la joven pero no les prestaron atención porque “es común escuchar música fuerte o gritos, siempre están de joda”.

Al momento de publicación de este artículo, siete personas fueron detenidas, incluido el novio de la víctima. La policía secuestro preservativos ensangrentados y dinero de la habitación del crimen.

Dos

Karina Macedo, de nacionalidad brasileña pero residente de muchos años de la localidad de Curuzú Cuatiá, había desaparecido hacía 10 días. Su pareja, Walter Segundo, pedía ayuda a través de las redes sociales para encontrarla.

Sus vecinos, sin embargo, informaron sus sospechas a la policía tras ver a Segundo alterado, limpiando la casa de forma inusual y retirando de ella distintos “bultos”. Tras un allanamiento que concluyó con el secuestro de un cuchillo y rastros de sangre, Segundo confesó el crimen. El día martes 2 de enero, el cuerpo fue hallado debajo de un puente, descuartizado, con miembros faltantes, y calcinado.

Ambas causas fueron caratuladas como “homicidio calificado”, pero se espera que esto se modifique para explicitar el carácter de femicidio que revisten los crímenes.

Tres

Gladis Gutiérrez se encontraba en un local comercial en la ciudad de Corrientes cuando, tras una discusión, su pareja le disparó tres veces. Dos balas impactaron en un muslo mientras la tercera le acertó en el brazo derecho, con tanta fuerza que se lo fracturó.

La mujer se encuentra internada en condición estable en el hospital Vidal, y su vida no correría peligro, pero el brazo herido sí está comprometido.

 

En apenas tres días desde el año nuevo, la provincia de Corrientes casi iguala la cantidad de femicidios reportados en los medios de comunicación en todo el año 2017 (Observatorio Ni Una Menos).


El grupo Vivas y libres nos queremos #Corrientes se reunirá hoy, viernes 5 de enero, a las 10:30 hs. en la plaza Vera ubicada en la capital correntina. Podés seguir el evento aquí.

«Vemos con furia que no tenemos paz. Nos ponemos de pie y organizamos una convocatoria para sumar nuestros gritos al reclamo de “basta de matarnos, vivas y libres nos queremos”», expresa la invitación a sumarse a la protesta.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s