Caso María Cash: “El macho gana”

La semana pasada, luego de que se conociera un testimonio clave en la investigación por la desaparición de María Cash, la testigo en cuestión fue atacada y amenazada.

Este año se cumplirá el séptimo aniversario de la última vez que María Cash fue vista con vida. Año tras año se siguen pistas que no conducen a ningún lado, y sigue sin saberse que pasó con la joven que un día emprendió un viaje del cual jamás regresó.

Julia L., la testigo oriunda de Salta, denunció que su exmarido, un efectivo del Servicio Penitenciario Federal, estaba involucrado en una red de trata que habría captado a María Cash.

Denunció violencia de género ejercida por él, quien le quitó la tenencia de sus hijos en el año 2016. En su momento, para intentar frenar la violencia decidió amenazarlo diciendo que iba a contar lo que había escuchado en unas reuniones que él realizaba junto a otros compañeros, donde había escuchado nombrar a María.

“Para evitar los golpes o darle un basta a todo, dije que iba a hablar sobre lo que había escuchado en esas reuniones. (…) Ellos se organizaban y las reuniones se hacían en distintas casa de Campo Quijano”.

Declaró que los penitenciarios estaban involucrados en una red de trata de personas y que María Cash no era la única a quien habían captado. Uno de sus hijos reconoció a la joven, que habría estado en la casa de la testigo.

“Por lo que deducimos, hablando en familia años después, afirmamos que no salió nunca de Salta”.

Julia L. cuenta haber sido víctima de esa misma red de trata, de la cual fue rescatada en el año 2013. Año en el que dijo haber visto a María por última vez con vida. Desde el momento en que logró salir de ese calvario realizó la denuncia, pero nunca llegaron a un juzgado federal, según cuenta su abogado Sergio Chiericotti. 

Para movilizar a las mujeres que captaban, montaban una escena familiar que muchas veces incluía los propios hijos de la testigo. Contó que uno de sus hijos estuvo presente cuando trasladaron a María.

“En ese tiempo, porque siempre cambian la manera y las tácticas de las cosas, teníamos que formar una escena familiar y si yo no estaba, mis hijos tenían que hacer creer que las personas que llevaban eran una mama y sus hijos”.

Tras realizar la denuncia en Buenos Aires y volver a Salta para ratificarla, Julia L. fue atacada por su exmarido y sus compañeros. La drogaron, la golpearon y la amenazaron. En su abdomen, escribieron la leyenda “El macho gana”. Tras la brutal golpiza, tuvo que pasar dos días internada.

1523848582380

Como parte de su testimonio, Julia L. presentaría una suerte de diario intimo donde cuenta lo que vivió durante esos años que fue víctima de la red de la que su propio marido formaba parte.

Noticias relacionadas:
Seis años en busca de María Cash


Fuentes:
El Expreso de Salta
El Tribuno
El Destape
Perfil

Un comentario en “Caso María Cash: “El macho gana”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s