Macri en su laberinto: ¿achicar el Estado para agrandar la Nación?

El lunes por la mañana, Mauricio Macri anunció lo que ya se sabía desde el sábado a la noche: los Ministerios serán reducidos de 22 a 11 y la mayoría de ellos pasará a ser Secretarías de Estado. ¿Cuáles son las consecuencias de una medida que refuerza el ajuste y el achicamiento del Estado?


En un contexto de permanentes reducción presupuestaria, devaluación e inflación, Macri propone un nuevo modelo de gestión: los Ministros dejarán de rendir cuentas a los –ahora ex– vicejefes de Gabinete para reportarse directamente a Presidencia. Tendrán más poder, pero también se espera de ellos que sean voceros del gobierno. Dicen por lo bajo que en esta primera etapa no habrá despidos, y que la modificación responde a la necesidad de “compactar el equipo”.

De acuerdo con el comunicado de la Secretaría de Comunicación Pública, la estructura jerárquica quedará de la siguiente manera:

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

De las degradaciones ministeriales hay al menos tres que preocupan: Ciencia y Tecnología, Salud y Trabajo pasan a ser Secretarías. ¿Qué dice esto sobre la percepción que el gobierno nacional tiene sobre estas carteras? ¿Qué políticas públicas favorables a las grandes mayorías pueden provenir de quienes rebajan el valor que tienen estas tres áreas en el desarrollo inclusivo del país?

La salud no se negocia

Tras el anuncio presidencial, la incertidumbre se hizo sentir en el Ministerio de Salud, hoy devenido Secretaría. Mediante un comunicado, el Dr. Sergio Maulen, director del programa de Sida, ETS, Hepatitis, Tuberculosis y Leprahizo pública su renuncia al rechazar el recorte del 25% del presupuesto que le habían solicitado. Esta medida, de implementarse, pondrá en riesgo la adquisición de insumos para el diagnóstico, el seguimiento clínico y el tratamiento en el área.

Por su parte, la Sociedad Argentina de Pediatría repudió la medida:

La restructuración del recurso humano, el riesgo del recorte presupuestario y la transición que provoca este tipo de transformaciones suponen postergaciones y ponen en riesgo la continuidad de programas sanitarios, y por ende la salud de la población, sobre todo de los sectores más vulnerables”.

Asimismo, la Federación Argentina de Graduados en Nutrición (FAGRAN) recordó que, desde su creación en 1949, Salud siempre tuvo rango ministerial excepto en los períodos dictatoriales.

Trabajadores del ministerio convocan el miércoles a organizaciones sociales, sindicatos y a la sociedad en general a sumarse a un abrazo al edificio de avenida 9 de Julio al 1900 “en defensa de la salud pública y contra el cierre del ministerio como tal”.

Foto de _MeRy_ (1)

Ciencia y Tecnología: ¿a lavar los platos otra vez?

Los científicos argentinos han soportado que los mandaran a lavar los platos y han tenido que migrar a países donde su capital intelectual fuera valorado, durante la llamada fuga de cerebros. Hoy, entre los recortes presupuestarios y el anuncio presidencial, su futuro se parece demasiado al pasado.

El Directorio del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) emitió un comunicado en el que sostiene:

“La ciencia y la tecnología no deben entenderse como un gasto, sino como una inversión estratégica, transversal a todas las áreas de la gestión del Estado Nacional y como promotores del desarrollo socioeconómico y productivo de cada una de las regiones de nuestro país”.

La comunidad científica realizó ayer un abrazo simbólico al Polo Científico Tecnológico de Ciudad de Buenos Aires, y se movilizó luego hasta la intersección de las avenidas Santa Fe y Godoy Cruz cortando el cruce de avenidas durante casi una hora.

mincyt

 

Trabajadores en peligro, la historia sin fin

El Ministerio de Trabajo sí que sabe sobre degradaciones. Creado en 1949 como Ministerio de Trabajo y Previsión se convirtió en una Secretaría dentro del Ministerio de Economía y Trabajo durante la dictadura de Onganía (1966-1970). Bajo el control de Krieger Vasena, se suspendieron los convenios colectivos de trabajo y  los aumentos de salarios por dos años. Recién en 1971 recuperó su rango ministerial.

El flamante Ministerio de Producción y Trabajo estará encabezado por Dante Sica, conocido por sus vínculos con la industria automotriz (fue director de Citroen Argentina y asesor de varias empresas brasileñas). Férreo defensor de la devaluación, asumió con la idea de “bajar el costo salarial” y “reducir el costo de las indemnizaciones”.

Mediante un comunicado, la CGT aseguró que “cuando el gobierno menoscaba la función vital que desarrollan los Ministerios de Trabajo y Salud en la vida de los trabajadores avala el recorte de los derechos básicos y fundamentales de todos los trabajadores”. Aunque dicen que no tolerarán más despidos, la fecha de un paro se sigue haciendo esperar.

cgt2

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s