Y los nominados (hombres) son…

Dicen las malas lenguas que ganar un Óscar ya no significa nada y algo de verdad hay en esa afirmación. ¿Acaso no son dudosos los criterios de premiación? ¿No existe una extensa lista de cintas ignoradas por la Academia que hoy son consideradas películas de culto? ¿No se la acusa una y otra vez de ser políticamente correcta sin tener en cuenta que regalar una nominación a modo de compensación no sirve para acallar los reclamos por la falta de representación?

Lo cierto es que, aunque los números de audiencia reflejen lo contrario, ganar un premio importante en la industria cinematográfica sí significa algo: es sinónimo de prestigio, de suba salarial y, fundamentalmente, sirve como precedente en múltiples sentidos. De hecho, Greta Gerwig, la última mujer que recibió una nominación al Óscar por su labor en dirección en 2018, hizo hincapié en lo significativo que fue para ella ver a Kathryn Bigelow, la primera y única ganadora en dicha categoría, recibir el galardón.

Kathryn Bigelow, única ganadora por mejor dirección en los Premios Óscar.
  

«Recuerdo cuando Kathryn Bigelow ganó y lo mucho que eso significó para mí. Cuando la vi en el escenario, sentí que algo estaba cambiando dentro de mí. Y cuando Sofía Coppola fue nominada por Perdidos en Tokio, pensé “Espero poder hacer eso”», contó Gerwig a USA TODAY hace unos años.

Pero este año la temporada de premios volvió a mostrar la hilacha patriarcal. Otra vez, fueron puros hombres los que se pusieron el traje y esperaron que fuera su nombre el anunciado en el escenario a la hora de develar al ganador de la categoría mejor dirección en los Globos de Oro. Y, lamentablemente, no sorprendió a nadie.

¡Nombrá directoras mujeres, sin repetir y sin soplar!

Si queremos nombrar a diez directores de cine de renombre, lo más probable es que podamos hacerlo en cuestión de segundos. Quizás incluso podamos recordar a quince si hacemos memoria entre los clásicos. Ahora, el verdadero problema lo encontramos cuando intentamos seleccionar la misma cantidad de directoras mujeres y nuestras posibilidades se ven reducidas a poco menos de la mitad.

¿Hay directoras mujeres? Sí, claro que las hay. Está la argentina Lucrecia Martel, que goza de gran reconocimiento y suele hacer declaraciones con respecto al feminismo y el cine. También tenemos a Sofía Coppola, Mary Haron, Greta Gerwig, Kathryn Bigelow, Patty Jenkins y Ava DuVernay.

La coincidencia entre todas estas mujeres es que, para quien le gusta un poco el cine, son nombres conocidos, ya sea por haber recibido alguna nominación o por haber estado al frente de proyectos que alcanzaron cierta masividad. Por ejemplo, Ava Duvernay fue la última mujer nominada al Globo de Oro por mejor dirección, allá por 2015, por su película Selma.

gty_ava_duvernay_sk_141215_16x9_992
Ava Duvernay, la última directora nominada en los Globos de Oro.
 

Un dato a tener en cuenta es que, según declaraciones que dio a MTV Susan Sandler, escritora y profesora de la New York University Tisch School of the Arts, la cantidad de mujeres que se anotan en carreras de cine y televisión es la misma que de varones. Sin embargo, cuando evaluamos los títulos dirigidos por mujeres, los números caen en picada: de acuerdo al estudio anual que realiza el Center for the Study of Women in Television and Film, de las 250 películas más taquilleras de 2018, solo el 8% fueron dirigidas por mujeres, cifra que descendió en tres puntos respecto del año anterior.

Entonces, la pregunta que surge es inevitable: ¿por qué, si las aulas en las universidades de cine están llenas de mujeres, tan solo un 8% logra estar al frente de los proyectos más exitosos? El problema no está en la falta de ambición, sino que se trata de una cuestión mucho más profunda.

patty-jenkins
Wonder Woman, dirigida por Patty Jenkins (foto), es la película de live-action dirigida por una mujer más taquillera de la historia.
  

Como posible respuesta, Sandler señala que no es una cuestión de talento, sino que la falla se encuentra en la falta de oportunidades. El conflicto está en que los estudios no confían en mujeres a la hora de otorgarles grandes presupuestos y por eso es más fácil toparnos con directoras que se dedican a las películas independientes.

2018 y la bisagra que no fue

La edición de 2018 de los Globos de Oro prometía pasar a la historia porque el contexto de protesta por los abusos y acosos en Hollywood tiñó toda la ceremonia. El 1 de enero de ese año surgió el movimiento Time’s Up, fundado por 300 mujeres que forman parte de la industria del entretenimiento y que se propone denunciar y ponerle un freno al acoso sexual en los ámbitos laborales y a la brecha salarial. Entre una de sus consignas se determinó que las mujeres asistirían a la ceremonia de los Globos de Oro vestidas de negro para solidarizarse con las víctimas de acoso sexual.

golden-globes
Actrices vestidas de negro en los Globos de Oro de 2018.

En esa misma edición, en la que lo político estaba encarnado en los vestidos oscuros y el prendedor con el nombre del movimiento que llevaban muchos hombres como símbolo de apoyo, pasó lo mismo de siempre: no hubo nominadas a mejor dirección, pese a que la película de Greta Gerwig, Lady Bird, sí había sido considerada a mejor película de comedia y resultó ser la ganadora en dicha categoría.

Otra vez, se borró a la mujer detrás del trabajo. Si bien es difícil pensar en que una película puede ser buena sin tener en cuenta la importancia de la mano del director, concebir Lady Bird sin Gerwig es insólito y, directamente, imposible. Lady Bird no es cualquier película: es la historia de una mujer joven contada por otra mujer. Además de profundizar en la relación conflictiva con su madre y el difícil tránsito a la adultez joven, la influencia femenina es fundamental porque es en parte autobiográfica.

1280-lady-bird-golden-globes-2018-gettyimages-902760648
Greta Gerwig recibiendo el Globo de Oro a mejor película de comedia por Lady Bird.
        

Sin embargo, esta contradicción no pasó desapercibida. La actriz Natalie Portman, quien era la encargada junto a Ron Howard de presentar a los nominados a mejor dirección, rompió el silencio y pronunció la frase que se replicaría por todo Internet los días posteriores a la premiación: «Aquí están los directores nominados, todos varones».

Después del revuelo y del evidente rechazo general a la falta de nominadas mujeres, Gerwig recibió una nominación por parte de la Academia a mejor dirección y se convirtió así en la quinta mujer en ser considerada para esta categoría en los más de noventa años de historia de los premios Óscar, detrás de Lina Wermiller en 1976 por Siete bellezas, Jane Campion en 1994 por La lección de piano, Sofía Coppola en 2004 por Perdidos en Tokio y Kathryn Bigelow en 2010 por Vivir al límite.

Panorama del 2020

Este año, al igual que el anterior, sucedió lo esperable: los directores nominados son todos hombres y se volvió a ignorar en los Globos de Oro a las mujeres que hacen cine. De todas formas, esta es la norma general ya que, en toda la historia de los premios, tan solo una única mujer, Barbra Streisand, se llevó a casa la estatuilla por su labor en la dirección.

El problema ya no radica en la falta de oferta. En 2019 se estrenaron varias películas dirigidas por mujeres que fueron aclamadas por la crítica, como por ejemplo Un buen día en el vecindario de Marielle Heller, Harriet de Kasi Lemmons, The Farewell de Lulu Wang, Mujercitas de Greta Gerwig y Booksmart de Olivia Wilde. Incluso algunas de estas cintas fueron nominadas en otras categorías, pero ninguna de estas directoras fue distinguida.

marielle-heller
Marielle Heller junto a Tom Hanks en el set de su última película, Un buen día en el vecindario.
   

Se está gestando un cambio en Hollywood. De a poco, después de años de lucha y resistencia, los estudios están comenzando a notar que la última alternativa para adaptarse a los tiempos que corren es confiar en que las mujeres pueden contar historias interesantes al igual que los hombres, pero desde una perspectiva mucho más fresca.

Ahora solo queda esperar y ver si los Óscar intentan reparar la falla que los Globos de Oro arrastran desde hace tiempo.


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s