La pelota se sigue manchando

Ricardo Centurión vuelve a las canchas con la camiseta de Velez Sarsfield y nos volvemos a preguntar: ¿por qué al fútbol argentino parecen siempre faltarle cinco pa’l peso?

Quienes estén al tanto de la movida futbolista, sabrán que Ricardo Centurión es un jugador bastante aclamado por los hinchas y, en su momento, que no fuera convocado para la Selección Argentina generó indignación. Pero quienes estamos al tanto de «la movida» feminista sabemos que el apellido Centurión es conocido por mucho más que solo buen rendimiento en la cancha.

equipo-de-la-Liga-MX-encaja-Ricardo-Centurión
Ricardo Centurión durante su paso por Racing.

En el año 2017, Melina Tozzi denunció a Ricardo Centurión por violencia de género. Tozzi era pareja de Centurión y lo denunció por agresiones físicas y amenazas. Al momento de la denuncia, Centurión se encontraba jugando en Boca Juniors. Guillermo Barros Schelotto, quien dirigía al xeneixe en ese momento, dijo que tanto él como el club estaban en contra de cualquier hecho de violencia. Sin embargo y a pesar de las declaraciones del técnico, el club hizo una oferta para comprar a Centurión, que no terminó por concretarse.

Desde entonces, Centurión fue noticia por distintos escándalos: fotos con armas, excesos de velocidad, peleas en boliches e incluso agresiones dentro de la cancha hacia Eduardo Coudet, quien fuera su técnico en su última temporada en Racing.

Como siempre, los hinchas salieron a criticar que los medios (o por lo menos algunos) remarcaran la mala conducta de Centurión tanto dentro como fuera de la cancha. Que porque es popular, que porque es humilde, que porque se divierte, que porque es como cualquiera. ¿Nos suena conocido este discurso? Sí, tal vez porque es el mismo que se utiliza cuando se quiere defender a Diego Maradona.

En los últimos días se dio a conocer la noticia de que Gabriel Heinze, actual técnico de Velez Sarsfield, quería a Centurión en sus filas. Nuevamente, un club está dispuesto a dejar de lado el hecho de que existe una denuncia por violencia de género en su contra, además de los demás escándalos que lo rodean. Pero no es cualquier club: Velez fue el primer club en tener un área dedicada a la violencia de género.

0029109107
Paula Ojeda, encargada del Área de Violencia de Género de Velez.

En mayo de 2018, el club de Liniers anunció la creación del Área de Violencia de Género (AVG), la primera en funcionar en un club de fútbol argentino. Lo hicieron en el marco de la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires, con la presencia de personalidades destacadas de la lucha feminista. El objetivo de este espacio era el de informar y prevenir, así como también recibir denuncias.

Es por eso que, cuando se dio a conocer la noticia de que el club concretaría la incorporación de Centurión, fue una sorpresa. A través de un tweet de la cuenta oficial del INADI, se felicitaba al club y a la AVG por incorporar una cláusula sin precedentes en el contrato de Centurión: en caso de una falta grave o reincidencia en sus conductas ya conocidas, el club podrá rescindir el contrato.

El presidente del club, Sergio Rapisarda, dijo que se asesoraron legalmente y que todas las causas en contra de Centurión estaban canceladas o archivadas y que, por eso, decidieron seguir adelante con la incorporación. Desde la AVG, a cargo de Paula Ojeda, reivindicaron la decisión del club de incluir esta cláusula y lo tomaron como parte de un avance que podría sentar precedente a futuro.

Si bien esta medida es un avance y un indicio de que realmente los clubes escuchan a sus comisiones de género y les dan lugar para que opinen antes de tomar una decisión, quedarnos solo con eso sería conformarnos y ver el vaso medio lleno, cuando en este caso el vaso es gigante y su contenido con suerte comienza a ocupar espacio.

Al parecer, la dirigencia del fútbol argentino todavía no decidió para qué equipo quiere jugar y prefiere parecerse más a un árbitro que debe mantenerse neutral y ser justo con todos: les concedemos una pequeña victoria en materia de género, pero también le sacamos jugo al rendimiento profesional de Centurión.

El problema es que acá no se trata de equipos ni de goles y tarjetas de colores. Se trata de un flagelo que, solo en 2019, se cobró la vida de 290 mujeres.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s