#AmigoDateCuenta antes de quedar como un gil

De les creadores de #AmigaDateCuenta llega, finalmente, el #AmigoDateCuenta: una iniciativa de Spotlight —alianza entre la Organización de las Naciones Unidas y la Unión Europea— que cuenta con varios spots dirigidos al público masculino donde se interpela con preguntas del tipo: ¿cómo demostramos los varones que somos varones? ¿Siendo los más fuertes? ¿Teniendo aguante? 

Tal como lo planteamos en Escritura Feminista aquel 25 de noviembre de 2019, cuando se dio a conocer la campaña #AmigaDateCuenta, esta vez las situaciones se plantearon desde otro lado: ese lado que siempre queda inconcluso, que incomoda y que, a veces, da la impresión de que no se sabe cómo comunicar «sin ofender».

¿Por qué nos cuesta tanto hablar de masculinidades? Pareciera que el empoderamiento es un camino individual en el amor propio, que salir de un vínculo tóxico (o, mejor dicho, violento) y que los femicidios son un problema que solo atañe a la población femenina. Pero si quienes nos violentan, violan y matan son, en su enorme mayoría, hombres, entonces ¿no es un problema social la masculinidad?

Charla de chicos

Aunque algo edulcorada y exageradamente financiada —la primera etapa cuenta con un fondo de 5.270.000 euros—, la Campaña #AmigoDateCuenta es una oportunidad para animarnos a encarar estos debates y preguntarnos cuántas políticas públicas destinamos a la población que ejerce violencia: ¿sirve de algo hablarles a los varones violentos? ¿Cómo construimos nuevos modelos de masculinidad?

Muchas veces, es muy difícil hablar de situaciones que remiten a lo emocional en un grupo de varones ya que los sentimientos son considerados «mambo de minitas» o «de putos» y no de personas. ¿Cómo terminamos con la violencia patriarcal si no cuestionamos de quiénes viene? 

En el afán de no ofender o no perder la aprobación masculina, muchas veces se cae en el silencio sumiso, adoctrinador. Por supuesto que también ocurre por miedo a las represalias: es que es difícil para los machos que les cuestionen su accionar en la vida. Las respuestas a esta iniciativa no fueron la excepción. 

Las críticas llovieron y no faltaron los insultos homoodiantes, misóginos y machistas porque la resistencia de las masculinidades privilegiadas a un mundo de igualdad y equidad —donde, lógicamente, esos privilegios son puestos en duda— es absoluta.

«Tontas, las cuidamos»

Hace unos días, la música Marilina Bertoldi tuiteó: «Una persona que se ofende mucho por otras personas obteniendo sus mismos privilegios es una persona que se mide y define mucho en relación a su poder por sobre las mismas. Se achica ese poder, se achica quien soy», en referencia al video viralizado de un albañil muy confundido con los términos igualdad y ladrillos.

La masculinidad sustentada en la superioridad de otres es amenazada en cuanto se la pone en duda y más aun cuando se la discute. El discurso feminista es amenaza para quienes disfrutan de la comodidad de un mundo donde no son discriminados o violentados por razones de género. 

Es por eso que muchas reacciones a las propuestas, donde lo que se cuestiona es a quienes ejercen el poder sobre otres, son violentas y refuerzan la idea patriarcal, porque la única manera que se valida para reafirmar la masculinidad es demostrando agresividad, potencia y seguridad. Mostrarse vulnerable o sensibilizado debilitaría la hombría en este sistema.

«Siempre vamos a decir que las feministas no nos oponemos a los varones: la oposición es al orden patriarcal, a la constitución de las jerarquías y a la constitución de las exclusiones», afirma la socióloga e historiadora feminista Dora Barrancos. «Eso ha reorientado a colectivos de varones a repensarse, a manifestarse de otra manera en cause de una vida mucho más digna de ser vivida», concluye.

Ya es hora, amigo, date cuenta. Entregate a la incomodidad del debate, porque ser mejor persona está en tus manos. 


Fuentes:


¿Te gustó la nota?

Invitame un café en cafecito.app

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s